Blog

Diente roto

Diente roto ¿Qué hacer?

Muchas veces nos encontramos con un diente roto y no sabemos qué hacer. Si sufres un traumatismo que provoca la fractura, total o parcial, de una pieza dental, lo más importante es mantener la calma.


Este tipo de urgencia suele ser muy escandalosa ya que sangra mucho y duele bastante. Pero hay que tener en cuenta que no es grave y sólo hay que saber cómo reaccionar ante la situación.
Primero hay que intentar recuperar la pieza dental o las partes que encuentres y guardarlos. Luego hay que enjuagarse la boca con agua y colocar una compresa fría en la cara para contener la inflamación.


Fractura parcial


Tras un golpe en la boca, puede que el diente se haya partido por la mitad o se haya fracturado una parte de la pieza. Si la pieza se ha roto sólo parcialmente, limpia suavemente el trozo de diente que se te ha caído y guárdalo para llevárselo a tu odontólogo de confianza.
Aunque la consecuencia del traumatismo sea sólo un diente astillado, se trata de una fisura que debilita la pieza. Por eso siempre recomendamos acudir con profesional para que descartar cualquier posible complicación.


Fractura total


Si la fractura es total, es decir que el diente se salió completamente, estaremos ante una avulsión dental. En este caso la pieza dental se desprende de su alvéolo pero mantiene su estructura intacta.
Lo mejor que puedes hacer es enjuagar la pieza suavemente con agua e intentar colocarlo en su cavidad sin tocar mucho la raíz.
Puedes ayudarte mordiendo una gasa, eso evitará que el diente se salga. Aunque si te preocupa hacer estos pasos, también puedes sumergir la pieza completa en leche y llevársela a tu dentista. Tampoco olvides usar una compresa fría para la inflamación y colocar una gasa en la encía para evitar la hemorragia.
Lo más importante es que mantengas la calma y vayas lo antes posible a ver un profesional. Mientras menos tiempo pase, tendrás una mayor probabilidad de recuperar la pieza dental.


¿Cómo se repara un diente roto?

Si recibes un traumatismo en la zona de la boca, debes revisar muy bien tus dientes. Debes ir a un dentista aunque haya sido un golpe pequeño y no veas ninguna fractura o astilla a simple vista. Los dientes son piezas muy delicadas y cualquier cambio en su anatomía puede debilitar su integridad.
Un profesional es la persona indicada para revisar cualquier cambio en un diente roto y descartar futuros problemas.
Una vez que tu dentista observe la situación, podrá evaluar claramente qué tan importante es el daño. De acuerdo a este examen se podrá decidir y aconsejar el tratamiento más recomendable para cada situación:


Daño leve

En este caso el nervio no ha sido afectado y aún puede realizarse una reconstrucción. Este tratamiento suele ser más sencillo y barato que los demás. También puede optarse por las carillas dentales de porcelana que lograrán un acabado más prolijo y estético.


Daño moderado

Si el profesional determina que el daño es más grave y ha logrado afectar el nervio, deberá utilizar tratamientos más complejos. En primer lugar es recomendable realizar una endodoncia o tratamiento de conducto. Luego podrá colocarse una corona o funda para proteger la pieza dental que ha quedado debajo.


Daño severo


Se considera daño severo cuando la fractura afecta a la raíz. En estos caso, la rotura llega por debajo de la encía entonces es necesario extraer los resto de diente que puedan haber quedado y colocar un implante.
Esta es la única solución cuando se ha perdido completamente la pieza. Debido a que no se puede salvar la pieza original, es necesario insertar un pequeño tornillo de titanio para posteriormente colocar una corona o funda.


Si te interesa saber más del tema puedes leer nuestro artículo “De qué forma podemos restaurar un diente”
Fuente: “Fractura dental”

Share this post

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *